¿Cómo quitar un tatuaje? Con las mejores 8 técnicas

¿Requieres saber con cierta urgencia cómo quitar un tatuaje? Muchas pueden ser las razones que te conduzcan a plantearte esta posibilidad, sea que lleves el nombre de un amor fallido tatuado en un sitio visible e inadecuado o porque el último tattoo que te hicieron resultó no gustándote, pero no tienes idea de qué hacer o a dónde acudir.

En este artículo hablaremos ampliamente de los tatuajes, de qué se tratan y sobre todo de cómo quitarnos esta marca en nuestra piel que por lo pronto es permanente y no es tan fáciles de salir de ellos ¡Sigue leyendo!

Sin duda alguna son muchas las personas que se inclinan por los tatuajes, no solo los más jóvenes, también mujeres, hombres y personas mayores los llevan en distintas partes del cuerpo: brazos, piernas, pecho, espalda, pantorrillas, con diversidad de diseños que van desde flores hasta signos que solo el que los lleva conoce su significado y, los solemos ver en  muchas personas en todas partes, en la playa, en el gym, en la calle porque este mundo del tatuaje no tiene límites.

Pero insistimos con la pregunta ¿Es posible quitar un tatuaje permanente? La respuesta es sí, es posible, sin embargo, debes tener mucho cuidado a la hora de ejecutar este acto porque no cualquier persona puede hacerlo.

¿En qué consiste un tatuaje?

Son dibujos, formas o diseños que se plasman sobre la piel de forma permanente a través de inyecciones de tinta u otros pigmentos que traspasan la dermis y debido a que las células de ésta  son muy estables estos quedan perennes en nuestro cuerpo. Esta cultura del tatuaje data de la antigüedad y son muchas las civilizaciones que los llevaron, desde la   romana hasta la egipcia.

Anteriormente los tatuajes se realizaban de forma manual a través de agujas e inyecciones, actualmente se emplean máquinas especialmente diseñadas para ello, lo que hace el procedimiento más efectivo, rápido y seguro.

Riesgos relacionados con los procesos de hacerse un tatuaje y/o quitarlo

Cuando una persona decide realizarse un tatuaje debe estar muy seguro de querer hacérselo y una vez que lo haga es muy importante tomar en consideración ciertas medidas de salubridad y de seguridad antes de realizarse un tatuaje, puesto que no tomar las precauciones debidas puede traer consecuencias delicadas para la salud. Entonces saber con quién hacerlo es imprescindible.

Lo recomendable tanto para hacerse un tatuaje como para quitarlo es tomar todas las precauciones pertinentes desde estar vacunado, ya que nunca se descarta la posibilidad de infecciones tales como la de hepatitis B y hepatitis C, tétanos, entre otras; con respecto al sida se dice que es muy raras las ocasiones de contagiarse, pero igual debes tomar previsión.

Si decides tatuarte o quitar los que tienes, debes comprobar que el material utilizado esté debidamente esterilizado, las agujas y guantes deben ser desechables. También es de suma importancia ponerte en manos de profesionales cualificados para evitar los riesgos.

¡ARTÍCULO RELACIONADO¡  Aquí  los 5 remedios efectivos para quitar manchas de la piel  

¿Necesitas saber cómo quitar un tatuaje y cuáles son las técnicas?

De la misma manera que crecen los seguidores de los tatuajes también crecen los que desean quitárselos porque es un tormento tener que verte un tatuaje al que ya le has agarrado manía porque le perdiste el gusto.

En ese sentido se han creado propuestas con nuevas tecnologías que son aplicadas por médicos y especialistas y que responden efectivamente a las múltiples inquietudes de quienes los poseen, por ejemplo: ¿Cuáles son los riesgos y peligros que acarrea quitar un tatuaje? ¿Cuáles son las mejores tecnologías o técnicas a aplicar para quitar un tatuaje? o ¿Qué tan eficaces y efectivas son?

Las diferentes técnicas de eliminación de tatuajes

Anteriormente para quitar un tatuaje se empleaba la cirugía, el médico realizaba el procedimiento con un bisturí por una esteticista o un médico, es una intervención que se realiza con anestesia local pero resulta dolorosa, elimina la piel en la cual se encuentra el tatuaje. Este es un procedimiento quirúrgico que arroga algunas dolencias,  como por ejemplo: deja cicatrices.

1. Dermoabrasión

Está es una técnica que permite remover las capas de la piel para lograr quitar la tinta, sin embargo, está queda visible, es un poco dolorosa, y es llevada a cabo fundamentalmente por esteticistas.

2. El tatuaje con láser

Esta es una tecnología conmumente empleada porque es la más segura, no obstante, los médicos tienen prudencia al no garantizar que la piel vuelva a tener su aspecto original.

¡TAMBIÉN PUEDES VER¡   5 métodos prácticos para quitar manchas en la cara  

3. Dispositivo láser Q-Switched

Con esta opción los tatuajes con tonalidades azules y negros se pueden quitar sin mayor problema. En el caso de aquellos tatuajes de colores se evalúan individualmente. Cuando se aplica este tratamiento con láser puedes estar tranquilo porque no se siente dolor, la sensación es semejante a la que se tuviste cuando te tatuaron.

En este procedimiento la piel es atravesada por el láser pero no causa ni dolor, ni sangrado, ni deja cicatriz. Como punto adicional podemos decir que el láser tiene la cualidad de generar una refrigeración por aire de la piel para reducir la desagradable sensación de quemazón. Para concluir la sesión y quitar el tatuaje podrás  estar preparado para retomar tus actividades de manera inmediata.

Este procedimiento propulsa movimientos alternativos de la luz a temperatura muy alta y concentrados sobre tu piel y esto hace que exploten los pigmentos del tatuaje y entonces cuando se aclara y se vuelve menos visible, también logra que en la parte interna de la piel la tinta que se ha inyectado en esta se transforme en  partículas finas que son expulsadas por el cuerpo gracias a  la circulación. Esto le permite ser considerado como el más efectivo y seguro, además de ser el más probado por las personas hasta la actualidad.

Este láser trabaja emitiendo una alta energía y pulsos muy cortos, lo cual rompe los pigmentos de los colores y logra quitar los tatuajes naturalmente y; lo más importante: sin causar cicatrices. El sistema inmunológico elimina estos fragmentos en poco tiempo. Como todo, siempre hay opiniones contrastantes y algunos dicen que la aplicación de está tecnología es larga y causa dolor en cuanto a determinados colores.

Esta técnica no es recomendable en pacientes que hayan estado sometidos a largos periodos de terapias con cortisona, aquellas personas que tienen facilidad para la formación de queloides, pacientes con herpes los cuales deberán someterse previamente a terapia preventiva contra el herpes, mujeres embarazadas o lactantes, pacientes que sufren de dermatitis, enfermedades del colágeno, autoinmunes, enfermedades en la piel y enfermedades estimuladas por la luz (ELE).

4. Picosure y Picoway

Una técnica completamente revolucionaria que efectúa la pulverización de los pigmentos hasta lograr transformarlos en polvo muy distintas a las otras técnicas que lo fragmentan.

A continuación complementamos la información concerniente a otras alternativas que te permitirán saber cómo quitar un tatuaje permanente. ¡Veamos!

5. Crema para quitar tatuajes

En la actualidad existe una alternativa única en crema para borrar tatuajes permanentes que fue diseñada en 2916 por el estudiante canadiense de apenas 27 años de edad Alex Falkenham y está siendo probada en los cerdos, lo cual indica que hasta ahora no existe ninguna pócima o crema que actúe de forma milagrosa para quitar un tatuaje pero como expusimos en los puntos anteriores, existen diversas técnicas que cumplen con este propósito.

6. Usar áloe vera para quitar tatuajes

Existe una fórmula para que te apliques un peeling a base de gel de áloe vera, aceite de vitamina E y un exfoliante de hueso de albaricoque.

Preparación: Mezclas los tres ingredientes por partes iguales.

Aplicación: Lo aplicas sobre la parte que está tatuada y luego para que penetre en tu piel masajea con suavidad dando pequeños movimientos circulares. Deja pasar unos 10 minutos para seguidamente proceder a lavar la zona afectada con agua fría. Repetir este tratamiento 4 veces diarias por 30 día.

Ahora es importante señalar que todo dependerá del tamaño del tatuaje, su intensidad en los tintes con los que se efectuaron los tatuajes, el tipo y su duración pueden ser indeterminado.

7. Exfoliante de chabacano

Esta opción puedes prepararla en tu casa aplicando al chabacano molido una porción de sal. Está combinación natural te irá reduciendo tu tatuaje, como valor agregado está mezcla es uno de los mejores exfoliantes naturales que podemos encontrar.

8. Salabrasión

Está es una técnica casera y natural y de mayor uso, pero es también muy dolorosa. Es una mezcla de agua con sal (solución salina) y se introduce un elemento rugoso que pudiera ser una lija, sin embargo, con esta técnica debes tener cuidado debiendo protegerte con un antibacterial ya que te puede producir una infección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba