Cómo quitar las manchas de sangre – Con los mejores métodos

Cuando se producen las manchas de sangre en algunas superficies estamos en un verdadero problema porque son realmente difíciles de sacar, no obstante, en el artículo que hemos preparado para ti podrás saber cómo quitar las manchas de sangre de la forma más sencilla. Acá encontrarás varias modalidades con las que lograrás quitarle las manchas de sangre a las distintas superficies y qué materiales son necesarios para dar inicio a la tarea pendiente. Así que ¡manos a la obra!Siempre debes tener presente que lo más acertado será tratar de quitar las manchas de sangre inmediatamente que se produzcan, claro no siempre es posible, por lo tanto no te desalientes ya que afortunadamente existen métodos muy convenientes para limpiar y quitar la mancha de sangre  de las prendas de vestir, la ropa de cama y otras superficies como alfombras y el tapizado de los muebles. Sigue la lectura de este artículo donde te hemos dejado algunos métodos muy generosos que son muy útiles para quitar las manchas de sangre.

Cómo quitar las manchas de sangre fresca

Este es un caso se requiere una actuación inmediata para poder tener el resultado positivo que esperamos, ya que así evitaremos que la mancha se fije en las fibras de la tela y sea más fácil quitarla.

Limpia la mancha con jabón

El buen resultado de este método es la rapidez con que actúes, mientras mayor tiempo pase la mancha de sangre en la superficie, mayor será la complicación para quitarla. Sin embargo, no te angusties mucho, aplica este tratamiento y resolverás la situación.

La combinación con agua oxigenada o sal a mano será fabulosa pudiendo ser de gran ayuda. Este método es semejante al método de sal y agua, pero en esta ocasión utilizarías jabón o gel para frotar directamente en la mancha. Debes tener en cuenta que si vas a aplicar este método en colchones, alfombras o muebles, no debes usar demasiado jabón porque luego sacarlo será más difícil.

Pasos a seguir:

  • Coloca en remojo el área manchada con agua fría.
  • Frota una cantidad generosa de jabón o gel justo sobre la mancha.
  • Al frotar la zona que se desea limpiar debes hacerlo con fuerza y colocando frente a frente las palmas.
  • Si se forma una gran cantidad de espuma que seguramente será lo que suceda, añade toda el agua que requieras.
  • Debes enjuagar con agua fría, repite el procedimiento tantas veces como sea necesario hasta que haya desaparecido la espuma.
  • Advertencia importe no uses agua caliente porque lo único que lograrás es adherir más la mancha.

Sal y agua para quitar las manchas de sangre en telas delicadas

Cuando las telas son delicadas pero no se pueden lavar en la lavadora, como por ejemplo las del colchón, nada mejor que el uso de la sal y diluida en agua.

Pasos a seguir:

  • Abre el chorro de agua fría y coloca la mancha para que se enjuague, dejándola correr, de esta forma ayudarás a quitar la mancha de sangre más fácilmente.
  • De estar la mancha ubicada en algún mueble o en una alfombra, procede a mezclar en un recipiente algo de hielo y agua. Humedece un paño o una esponja y pasa por la mancha de sangre, esto hará que se borre rápido.
  • Con algo de cuidado al frotar la tela ve desprendiendo la mancha. Si en los 10 minutos iniciales puedes lograr limpiarla completamente mucho mejor. Si persiste la mancha, entonces aplica un poco de sal.
  • En una pequeña cantidad de agua mezcla un poco de sal para formar una pasta. Satura con sal la mancha de acuerdo a su tamaño.
  • Pasa ahora a frotar la pasta de sal y agua en la zona manchada, el grosor de los granos de sal basadas en sus propiedades deshidratantes harán que se desprenda la mancha de sangre que queda resagada conociéndola de las fibras.
  • Con agua fría enjuaga la sal.
  • Si la superficie manchada no se puede meter en la lavadora, utiliza toda el agua fría que sea necesaria para enjuagar la sangre y la sal.

Agua fría y agua oxigenada para quitar manchas de sangre

La forma más fácil de quitar lasa manchas de sangre fresca de alguna superficie, y obtener el mejor resultado si se aplica de manera inmediata es usar agua fría. De estar la mancha en un colchón, alfombra o mueble emplea una esponja o un paño para quitar la mancha de sangre.

No debes usar agua caliente, recuerda que la sangre se adhiere más en la tela. Utiliza agua oxigenada para quitar las manchas de sangre

El agua oxigenada es muy efectiva para quitar las manchas de sangre de aquellas superficies muy porosas, sin embargo, hay que que tener en consideración que podrían blanquear las superficies, también podría manchar o debilitar ciertas telas, por lo tanto debe ser usadas con la debida precaución asegurándote de hacer una prueba con el agua oxigenada en un pequeña zona de la superficie procurando que no sea visible.

Pasos a seguir:

  • Vierte el agua oxigenada sobre la mancha. En el caso de ser una tela delicada deberás disminuir el producto al 50% con agua. Cuida de no extender la espuma fuera del área de la mancha inicial.
  • Aplica el agua oxigenada repetidas veces porque su acción química va desacelerando quedando estable la espuma.
  • Luego de este procedimiento limpia la espuma con un paño y vuelve a verter agua oxigenada hasta que logres que desaparezca la mancha.

Amoniaco para quitar las manchas de sangre más difíciles

Si se trata de manchas de sangre difíciles este producto es el idea para combatirlas

Pasos a seguir:

  • Procede a mezclar 1 cucharada de amoniaco en 1/2 vaso con agua fría.
  • Echar la mezcla sobre las manchas que estén más adheridas a la tela.
  • Una vez se haya quitado la mancha de sangre, enjuaga con agua fría.
  • Advertencia importante no debes usar amoniaco sobre la seda, el lino o lana.

Cómo quitar las manchas de sangre seca

En este procedimiento debes usar pasta de dientes sobre la ropa de cama o de cualquier otra tela. Este es el método por excelencia a la hora de lavar aquellas telas que pueden lavarse a mano o en la lavadora.

Sigues estos pasos:

  • En la zona que se ha manchada de sangre aplica pasta de dientes y deja que seque completamente.
  • Posteriormente enjuaga la pasta con suficiente agua fría.
  • Lava la parte que está manchada con jabón y luego procede a enjuagarla bien con agua fría. Si lo crees necesario repite el procedimiento.
  • Cabe destacar que si utilizas este método en muebles, tapetes o alfombras, es muy factible que corras el riesgo de que te quede impregnado de manera en la superficie el olor de duradera.

Artículo recomendado:   Aprende a quitar manchas de sangre seca del colchón

Recomendaciones finales

  1. Las manchas de sangre deben ser tratadas lo más rápido posible, cuanto más pronto actúes mayores serán las posibilidades de quitarla. ° De acuerdo a cómo se dé la mancha, deberás utilizar agua fría, porque es el método más viable.
  2.  Con las prendas delicadas de debe tener cuidado. Si no sabes cómo quitar las manchas de sangre en este tipo de prendas, procede haciendo con una esponja movimientos circulares. Puedes aplicar un detergente para ropa delicada.
  3.  No utilices nunca la secadora. Suponiendo que luego de haber realizado el trabajo de quitar una mancha de sangre y persiste o quedan resto de sangre y llegas a utilizar la secadora, solo lograrás que se adhiera definitivamente a la tela gracias al calor y ya no se podrá quitar más nunca.
  4. Para saber si en definitiva la mancha de sangre quedó eliminada tendrás que esperar a que se seque.

Materiales requeridos para quitar manchas de sangre

  • Agua oxigenada
  • Agua carbonatada
  • Agua fría
  • Pasta dental
  • Polvo
  • Sal
  • Amoniaco
  • Jabón
  •  Esponjas y paños
  • Cepillo de dientes
  • Trapos, toallas
  • Jabón lavaplatos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba